Salir de la crisis actual es una de las prioridades de la mayoría de las administraciones. El primer “Índice de Ecosistemas de Impacto 2020” elaborado por la red Impact Hub, demuestra cómo este tipo de emprendimiento será central para le recuperación. Este informe define, mide y establece un ranking, y destaca el importante papel del emprendimiento de impacto para la mejora económico-empresarial, sociocultural y medioambiental de las provincias y comunidades españolas.

Los ecosistemas son fuente de vida tanto en la naturaleza como en la economía. Un ecosistema genera fortaleza desde la interdependencia, permite a su hábitat aunar fuerzas en pos del bien común, es tan rico como diverso, consigue ser, construye resiliencia y se dota de mecanismos de defensa hacia el exterior que a la vez funcionan como cuidados hacia su interior. Sin embargo, sus fortalezas son tan robustas como frágiles son sus equilibrios. Estudiarlos, comprenderlos, protegerlos y enriquecerlos para que creen más vida y de mejor calidad no es sólo primordial en la naturaleza, sino también lo es para la economía.

Partiendo de esta premisa, la red Impact Hub ha presentado el “Índice de Ecosistemas de Impacto 2020”, que demuestra cómo el emprendimiento con propósito es clave para la reactivación económica y contribuye a un desarrollo equilibrado y sostenible de estos ecosistemas. Se trata del primer informe que define, mide y establece un ranking sobre los ecosistemas de emprendimiento de impacto en España en el que Araba, Madrid, Gipuzkoa, Girona y Barcelona son las provincias que más los promueven.

Este índice elaborado por la red Impact Hub, que conforman los Impact Hub de Barcelona, Donostia, Madrid, Málaga y Zaragoza, ha realizado un exhaustivo análisis, que recoge información de más de 130 fuentes de datos e informes, con una perspectiva de análisis multidisciplinar que facilita una radiografía para impulsar los ecosistemas de impacto.

De esta forma, se ofrece una herramienta estratégica para la toma de decisiones a toda la red de emprendimiento de impacto de España. Además, fruto de la monitorización de los ecosistemas, se ha elaborado un ranking de ecosistemas de impacto con el propósito de generar y nutrir un debate necesario en nuestro país.

Del mismo modo que el ecosistema del Amazonas es completamente diferente al del desierto del Sahara, los ecosistemas de emprendimiento en España presentan un aspecto muy diferente que ha sido objeto de un exhaustivo análisis para la realización de este índice.

Para entender la situación y el comportamiento de los ecosistemas de impacto en las 50 provincias de nuestra geografía, se han realizado dos tipos de análisis en relación a 133 variables. Por un lado, se ha elaborado un modelo de conglomerados que estructura los datos en 5 grupos y por otro un análisis factorial de correspondencias.

Luego de la exhaustiva investigación realizada, el análisis desarrollado por el “Índice de Ecosistemas de Impacto” permite afirmar que:

• El crecimiento bajo el modelo económico y social actual es directamente proporcional al deterioro del medio ambiente en el que se da: cuanto mayor desarrollo económico y social, mayor presión hacia el medio ambiente.

• El emprendimiento de impacto rompe esta relación tóxica, mediante una perspectiva que integra el crecimiento a través de la sostenibilidad como piedra angular.

• El emprendimiento es capaz de generar círculos virtuosos: en los ecosistemas en los que la armonía entre los tres ejes (Económico-empresarial, Sociocultural y Medioambiental) es mayor, el crecimiento de nuevos proyectos y emprendimientos de impacto se da de manera más natural, lo que a su vez incide en la mejora de los tres ejes a futuro y de forma equilibrada.

• Los ecosistemas mejor valorados no son necesariamente los territorios más grandes o poblados. Territorios menos poblados o sin grandes urbes puntúan de manera muy alta y distribuida y favorecen así el emprendimiento de impacto. Junto a Madrid y Barcelona, los ecosistemas más dinámicos son las provincias vascas, catalanas y Navarra.

• Los ecosistemas mejor conectados con el exterior son los más ricos e innovadores.

• Los ecosistemas más interrelacionados y con lazos internos estables son los que colaboran y cooperan más y generan mayor resiliencia.

• Es necesario el fomento de redes, programas y proyectos que permitan conectar más y mejor al ecosistema, ya que los distintos ecosistemas del país puntúan peculiarmente bajo esta característica, fundamental para el desarrollo y la amplificación de los ecosistemas de emprendimiento.

• El margen de mejora de la Conectividad es muy amplio en todo el país y será un factor clave en la recuperación post COVID-19.

×

Hola!

Haz click en el cuadro de abajo y estaremos contigo en un instante o envíanos un correo a info@oyarcecapital.com

×