El lanzamiento de una moneda digital de banco central (CBDC) permitiría a estas instituciones un control total sobre las reglas, regulaciones y uso del dinero en cada país. 

Esto es considerado como una ventaja de las monedas digitales con respecto al dinero en efectivo por el gerente general del Banco de Pagos Internacionales (BIS), Agustín Carstens.

El grado de control será mucho mayor. Esto, yo creo que son buenas noticias.

Agustín Carstens, gerente general del Banco de Pagos Internacionales.

Las palabras de Carstens surgieron durante su participación en un encuentro virtual auspiciado por el Fondo Monetario Internacional (FMI) y moderado por su directora, Kristalina Georgieva. Al panel asistieron también Jerome Powell, presidente de la Reserva Federal de Estados Unidos; Ahmed Abdulkarim Alkholifey, gobernador de la Autoridad Monetaria de Arabia Saudita; y Ni Shamsiah Mohd Yunus, gobernadora del Banco Central de Malasia.

Carstens sostuvo que «con una moneda digital, el Banco Central tendrá control absoluto de las reglas y regulaciones que determinarán el uso de la moneda». Además, consideró que contarán con la tecnología «para hacerlo cumplir».

A juicio del ejecutivo, las monedas digitales tienen una clara ventaja con respecto al dinero en efectivo. No solo por el control tecnológico, sino porque permitirían a las autoridades centrales de cada país combatir el anonimato que otorga transar con papel moneda. «Con el efectivo, no sabemos quién usa actualmente un billete de 100 dólares o un billete de 1000 pesos», reflexionó como un aspecto negativo.

Para el representante del BIS, con una moneda digital será más fácil también limitar el uso de una moneda fuera de las fronteras del país emisor. Como ejemplo, se refirió a una hipotética moneda lanzada por una economía avanzada: «Si alguien en otro país quiere usarla, eso requerirá el consentimiento del Banco Central de residencia de esa persona».

En un informe publicado hace unos días, ya el BIS, la Reserva Federal de Estados Unidos y Bancos Centrales Europa, Japón, Suiza, Suecia e Inglaterra asomaban cómo sería cualquier iniciativa de CBDC. Básicamente, no tendrían entre sus características ni privacidad ni resistencia a la censura. Tal como lo reflejan las palabras de Carstens.

Esfuerzo conjunto internacional por las monedas digitales de bancos centrales

El encuentro virtual promovido por el FMI estuvo centrado en el tema de las monedas digitales desde el punto de vista de los pagos transfronterizos. Y precisamente en ese aspecto, Carstens consideró que para hacer posible un escenario con eficiencia en pagos entre países, debe haber cooperación de múltiples instituciones.

Desde su punto de vista, los mecanismos de control posibles con las CBDC permiten sentar una base para pensar cómo lograr facilitar los pagos internacionales, reducir costos y «mejorar la inclusión» de los ciudadanos en ese aspecto.

Agustín Carstens, gerente general del Banco de Pagos Internacionales (BIS). Fuente: captura de pantalla.

Apuntando en esa dirección, el BIS creó recientemente un proyecto que incluye la instalación de centros de innovación en países como Singapur, Suiza y Hong Kong. A estos se sumarán bancos centrales de Inglaterra, Canadá, países nórdicos y la Reserva Federal de Estados Unidos.

En su agenda, esta iniciativa de centros de innovación busca analizar los aspectos tecnológicos de las CBDC y hacer que los bancos centrales se familiaricen con ellos. También, se plantean crear una «red de expertos», cuyo objetivo fundamental es «mantener a los bancos centrales a la cabeza» de la innovación tecnológica financiera.

Esta postura del BIS ha sido cuestionada, tanto en medios de comunicación como desde particulares. Hay quienes consideran que la preocupación de la institución es precisamente garantizar que los Bancos Centrales no pierdan su poder; otros se han aventurado a considerar que existe una «agenda oculta», con la cual el BIS está apuntando a acabar con la desbancarización y, en consecuencia, con las transacciones anónimas del día a día.

Carrera por las monedas digitales de banco central

Aunque reconoce que son muchos los países que exploran activamente las posibilidades detrás de las monedas digitales de bancos centrales, Carstens considera que es prudente avanzar lentamente para no cometer errores en la creación de un sistema de pagos internacionales.

Creo que este es un tipo de problema que tenemos que ir despacio porque tenemos prisa. Precisamente, tenemos que ir despacio para evitar errores, tenemos que darnos cuenta de que cuando nos ocupamos de los pagos electrónicos no hay margen para los errores. El desafío es enorme y, por lo tanto, el esfuerzo detrás de él para que tenga éxito será enorme.

Agustín Carstens, Gerente del BIS.

En la aparente carrera por lanzar las primeras CBDC, China encabeza el proceso. Aunque todavía no convence del todo el avance del yuan digital, como fue reportado este martes. El país asiático ya ha hecho pruebas de su moneda digital entre ciudadanos y comercios en diversas localidades.

Entre otros países activos en esa búsqueda, que hemos reseñado en este medio, encontramos a BrasilJapón, Canadá o Jamaica. Mientras tanto, el Banco Central Europeo ya ha dado a conocer que tomará una decisión sobre el Euro Digital el próximo año.

 

×

Hola!

Haz click en el cuadro de abajo y estaremos contigo en un instante o envíanos un correo a info@oyarcecapital.com

×